lunes, 28 de febrero de 2011
Descienden un 44% las adopciones internacionales en España en 5 años



Las familias españolas adoptaron, por la vía internacional, un total de 3.006 niños en 2009, un 44% menos que en 2005, cuando los pequeños llegados de América Latina, Europa del Este, Asia y África fueron 5.423, según los últimos datos publicados por el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad.

En virtud de la misma fuente, el descenso de adopciones internacionales en este periodo es perceptible todos los años y en todos los continentes excepto en el africano, donde se aprecia un "ligero" aumento de los prohijamientos desde 2006 hasta 2009.

A la hora de buscar causas a este decrecimiento, generalizado en todos los países solicitantes menos en Italia, el director general de Política Social de las Familias y de la Infancia, Juan Carlos Mato, no las encuentra en la crisis y sí en los nuevos perfiles de los niños que esperan una familia, que son cada vez mayores, tienen hermanos, o "necesidades especiales".

La llegada de un menor a España se produce tras un proceso generalmente largo, por lo que los pequeños adoptados entre 2005 y 2009 son el fruto de un proceso que comenzó años antes, cuando la crisis aún no había empezado a despuntar, explicó Mato a Servimedia.

A su parecer, el descenso que todos los países excepto Italia están registrando en sus prohijamientos internacionales se debe a que los niños en situación de "adoptabilidad" son cada vez mayores, viven con algún hermano o tienen discapacidad, lo que les coloca en el grupo de los menores de más difícil inserción familiar.


POTENCIAR EL ACOGIMIENTO

Ante esta situación, el representante del Ministerio de Política Social apuesta por informar bien a las familias del nuevo panorama y por potenciar el acogimiento familiar en España, donde las adopciones nacionales rondan las 700 al año y donde se estima que unos 15.000 menores viven actualmente en instituciones.

Y es que, subrayó Mato, no para todos los niños institucionalizados la solución es el prohijamiento; para muchos, apuntó, la salida es el acogimiento, una figura no muy conocida ni demandada en España.

Por eso, el Gobierno central se ha propuesto modificar la legislación sobre protección a la infancia e impulsar con ello el acogimiento familiar para disminuir así el número de niños que viven en instituciones, al parecer, superior al de otros países.


CASI 20.000 ADOPCIONES

Entre 2005 y 2009 llegaron a España un total de 19.705 menores procedentes de América Latina, Europa del Este, Asia y África. De ellos, 5.423 vinieron en 2005; 4.472, en 2006; 3.648, en 2007; 3.156, en 2008, y 3.006, hace dos años.

En cuanto a su procedencia, la mayoría llegaron de Rusia, Etiopía, China, Ucrania y Colombia en el periodo analizado, cuando pese al descenso de adopciones, España siguió situada entre los países que más prohijamientos internacionales realizaron.

Tras Estados Unidos, concluyó Mato, se sitúa el grupo de Francia, España e Italia, con alrededor de 3.000 adopciones internacionales anuales.




Etiquetas:

 

Enrique Campoamor a las 10:21 a. m. | Permalink |


0 Comments: