martes, 20 de noviembre de 2007
La espera tras la asignación de nuestro hijo



Hola familias,


Pues aún estamos aquí (26/09/2007), parece que los días no pasen. He tenido noticias que dicen que aún están preparando los papeles de Tony.


Todas las etapas de este largo camino que es la adopción son diferentes, primero cuando comienzas con las entrevistas, preparación del expediente, enviarlo y esperar respuesta, te sientes útil porque hay movimiento y puedes hacer cosas y ves a tu hijo/a allá lejos en el horizonte, piensas si ya habrá nacido o aun este por nacer.

Después de la entrada en lista de espera viene lo que en la mar llaman "calma chicha", no puedes hacer nada y no sabes nada, no puedes preguntar, solo te queda el vivir el día a día e ir viendo pasar los días que te acercan a tu hijo/a, siempre esperando la ansiosa llamada que te saque del letargo, que te haga soñar, reír y llorar a la vez, ver la carita de tu niño/a, saber de las circunstancias de su vida y que cuando lo ves en la foto es el niño/a mas guapo/a del mundo.

Cuando te asignan a tu hijo, corres de nuevo a arreglar los papeles de aceptación, delegación del gobierno,..Haces un montón de fotos de tu niño/a, lo enseñas a familias y amigos con gran orgullo "has visto que guapetón que es mi hijo" y la foto con el tiempo queda hecha un asco la verdad, pero es lo único que te une a tu hijo.

Ahora sabes que tienes que esperarte unos tres meses para poder viajar y abrazar a esa preciosidad. Pasan los días y cuando te acercas a las posibles fechas que tu has calculado de viaje y ves que van pasando los días y los papeles aún no están, piensas en tu hijo, allí que esta esperando que vayas a buscarlo, pues estas últimas semanas se hacer difíciles y son durillas de pasar, supongo que cuando esté en el avión rumbo a Manila y pueda abrazar a mi hijo, todo esto lo voy a olvidar o ha dejar guardado en aquel rinconcito, como ya he dejado guardada la larga espera a la asignación.

Todo son etapas que se han de ir pasando y cada una tiene su puntilla y tenemos que estar preparados tanto físicamente y como mentalmente para aguantarlo.

La pregunta del millón, cuando vas a ir a buscar a tu hijo, y la respuesta, ojalá lo supiera, para decir en el trabajo a partir de cuando ya no voy a ir a trabajar por coger la baja maternal, por los días que Meritxell no va ir al instituto, por coordinar la recogida en el aeropuerto de la familia, ... Pero como es normal, todo llegará.


Un abrazo a todos, espero que las próximas noticias sea,"que nos vamos a Manila".

Margarida, Meritxell y Anthony



Etiquetas:

 

Enrique Campoamor a las 9:43 a. m. | Permalink |


0 Comments: