lunes, 12 de abril de 2010
"Filipinas también sufre, no sólo Haití o Chile"



Julio Iglesias dio en Manila un concierto a beneficio de las víctimas de la reciente tormenta tropical Ketsana

Con las palabras que encabezan este artículo, el cantante español Julio Iglesias comenzó hace unas semanas en Manila su gira asiática. El primero de los conciertos fue con carácter benéfico para las víctimas de la tormenta tropical "Ketsana", que en septiembre pasado causó la muerte de cientos de filipinos y dejó a miles sin hogar.

El artista, que actuó en el Coliseo Araneta de Manila dentro de su gira mundial "Starry Night", consideró en rueda de prensa "un privilegio" volver a cantar en Filipinas, país con el que dijo tener "una unión íntima" por sus vínculos personales.

"Tengo tres hijos filipinos, estuve casado con una filipina y aprendí a amar a este país a lo largo de los años. Quiero a esta tierra y a su gente y me encanta Asia", subrayó Julio Iglesias, que destinará toda la recaudación del concierto a construir 200 viviendas para algunas de las familias más afectadas por el tifón.

El autor de canciones como "Hey" o "La vida sigue igual" indicó que quiere concienciar al mundo de que "Filipinas también sufre, no sólo Haití o Chile", porque "a los pocos días de que ocurre un desastre, la gente se olvida y tenemos que despertar su conciencia".

El cantante recordó la influencia hispana en el archipiélago asiático y lamentó que el idioma haya llegado al borde de la extinción en los últimos 60 años, aunque recalcó que aún existen familias y personas de edad avanzada que siguen hablando español.

"Los españoles deberían conocer más de Filipinas, deberían entender que la gente de este país tiene una conexión muy fuerte con el alma hispana, pero a veces nos olvidamos de ellos porque estamos muy lejos", manifestó.

Iglesias, que se declaró entusiasta de la gastronomía local, destacó "el alma musical de los filipinos", aunque evitó hacer comparaciones con el público de otros países porque "los sentimientos de los seres humanos son los mismos en todos los sitios".

Después de esta actuación, el cantante retomará su gira asiática en abril, tras un paréntesis en Australia, en las ciudades de Sídney, Hunter Valley y Melbourne, entre el 26 y el 29 de marzo.

Así, "Starry Night" llegará a la capital malasia, Kuala Lumpur, el 1 de abril, y saltará después a Japón, donde Julio Iglesias tiene programados cinco conciertos: tres en Tokio los días 5, 6 y 7 de abril, y otros dos en las ciudades de Osaka y Nagoya el 11 y el 12 de abril, respectivamente.

Tras la parada nipona, el artista cantará en la capital de Corea del Sur, Seúl, el 17 de abril.

Desde que comenzó su carrera musical hace cuatro décadas, Julio Iglesias ha grabado 79 discos, de los que ha vendido 300 millones de copias, y ha ofrecido más de 5.000 conciertos en 600 ciudades de todo el mundo ante más de sesenta millones de seguidores.




Etiquetas:

 

Enrique Campoamor a las 10:00 a. m. | Permalink |


0 Comments: