martes, 5 de julio de 2011
Recortes en Valencia alargarán los tiempos para la obtención del CI



La Conselleria de Bienestar Social ha justificado la reducción de solicitudes de adopción en la Comunitat Valenciana en torno a un 13%, fundamentalmente de niños extranjeros, para recortar a la mitad los equipos de psicólogos y atención social a las familias en los procesos de adaptación de los menores en Alicante, Valencia y Castellón, según denuncia CCOO.

Antonio Jiménez, responsable de Familia en CCOO, señala que "el Gobierno valenciano aprovecha la crisis, con la disculpa de la reducción de solicitudes de adopción extranjera, para recortar los equipos psicosociales", que en el caso de Alicante, de tres pasa a uno y medio y que recpercutirá muy negativamente en todo el seguimiento de adopción de los niños, fundamentalmente de los procedentes de otros países.

Según el responsable de CCOO, los niños adoptados necesitan entre cinco y seis años, hasta llegar a la adolescencia, para adaptarse a las nuevas familias y el nuevo entorno social y cultural.

Antonio Jiménez mantiene igualmente que esta reducción de personal psicosocial "alargará las listas de espera y que su incidencia más negativa se verá en la atención a los propios menores, de cara a evitar conflictos".

Un rechazo en la adaptación en los niños extranjeros, fundamentalmente de países como China, puede provocar que el menor tenga que pasar a un centro tutelado por la Administración y en el caso de los nacionales, que regresen a la casa de algún familiar, la abuela tradicional, según señalaron ayer los responsables de CCOO.

Carmen Forment, delegada de Valencia de esta central, señaló que el proceso de solicitud de adopción viene a tardar unos seis meses hasta que se produce el certificado de idoneidad. En Valencia se realizaron el pasado año un total de 620 informes y en Alicante 266, unas gestiones que ahora tendrán que hacer con la mitad de personal.

En el caso de Alicante, en 2011 los profesionales realizaron cuatro cursos de adopción internacional y tres de adopción nacional y además llevaron a cabo 62 informes de seguimiento.

CCOO mantiene que "con estos recortes de la Generalitat dejaremos de ser un modelo pionero, que ha sido copiado por otras comunidades, y las familias adoptativas dejarán de recibir este apoyo que implica una tarea preventiva y que puede evitar posibles fracasos, que significa en los niños adoptados un sufrimiento emocional, en muchas ocasiones, irreparable".

Ana Gómez, responsable de este servicio en Alicante, mantiene que se ha reducido mucho la solicitud de adopciones con China pero que aumenta la nacional. La responsable alicantina insiste en que el apoyo a la familia "supondrá un palo muy duro" por esta reducción, que comenzará a partir del 7 de julio de este año.

Etiquetas:

 

Enrique Campoamor a las 10:06 a. m. | Permalink |


0 Comments: