jueves, 31 de julio de 2008
Estamos de cumpleaños




Hola a todos. Este fin de semana ha sido muy especial para todos nosotros ya que el día 19 de Julio ha hecho 1 año que llegamos a España con nuestro hijo Aratz ( ¡¡¡¡UN AÑO YA!!!!) y la verdad es que el tiempo se pasa volando.

Que decir de todo lo vivido durante este año. Que no hay palabras para poder expresar los sentimientos, que con los ojos cerrados repetiríamos esta experiencia, que ver crecer y madurar a nuestro hijo día tras día es lo mejor del mundo y más aún cuando esto se multiplica por dos. Estamos encantados y con ganas de repetir.

Aratz nuestro hijo, es un encanto de niño (me imagino que como para cualquier madre el suyo), nos ha ganado el corazón a todo el mundo, no solo a su familia sino a todo nuestro entorno, es un niño super alegre y abierto, risueño, curioso (en el buen sentido de la palabra), no para de aprender y de buscar nuevas experiencias. En cuanto al idioma entiende perfectamente lo que se le dice tanto en Euskera (nuestro idioma) como en castellano y empieza a chapurrear, la verdad es que con su media lengua no calla en todo el día.



La relación con su hermano Enetz es la relación de un hermano mayor con su hermano pequeño momentos de alegría acompañados de otros de tortas y lloros, pero bueno eso también nos satisface como padres ya que vemos que no han tenido ningún problema de integración ni uno ni el otro, Enetz está encantado con él, le cuida, le enseña y le defiende ante sus amigos, en fin que él es el hermano mayor y eso se hace notar.

Cada vez que nos acordamos de los días pasados en Filipinas (sobre todo estas últimas semanas) nos danos cuenta de que somos afortunados de haber podido disfrutar de esta experiencia, que el privilegio lo hemos tenido nosotros al encontrar ha Aratz y hacerlo parte de nuestra familia, que es emocionante verle cada mañana junto con su hermano y saber que somos los padres de dos personitas maravillosas que nos hacen ser los más felices del mundo. Que de corazón os podemos decir que el amor de madre/padre ó el de hijo perfectamente se puede hacer, y que somos nosotros junto con nuestros hijos los que lo hacemos. Aratz nos demuestra muchas cosas día tras día, es un niño FELIZ y te transmite esa felicidad.



Nunca se nos olvidará, al de poco de llegar de Filipinas con Aratz una "amiga" nuestra nos preguntó (en ese momento, igual que ahora, la pregunta nos pareció fuera de lugar) que si le queríamos igual que a nuestro hijo biológico, en aquel momento nos pilló tan desprevenidos que sólo supimos contestarle que por supuesto que sí, que se le quería igual, pero hoy con el paso de este año creo que mi respuesta sería otra y es que yo no tengo un hijo biológico y otro adoptado, sino que tenemos dos hijos que son nuestros hijos, que son maravillosos y que lo único que diferencia al uno del otro (evidentemente los rasgos físicos son diferente) es la edad y el carácter ya que cada uno, como hermanos que son, están desarrollando un personalidad complemente diferente y eso hace que se complementen a la perfección.



Bueno sólo queríamos compartir con todos vosotros esta fecha tan señalada para nosotros y deciros que de verdad que ha merecido la pena la espera y la experiencia y que estamos deseando repetir. Os mandamos unas fotos de nuestros dos enanos para que veaís sobre todo como va cambiando y creciendo Aratz.

Un beso muy gordo de ROBERTO Y TAMARA




Etiquetas:

 

Enrique Campoamor a las 10:51 a. m. | Permalink |


0 Comments: