miércoles, 31 de enero de 2007
72 niños catalanes menores de 7 años esperan una familia


Unos niños juegan en el patio del centro de acogida Els Tillers,
de Mollet del Vallés. Foto: DANNY CAMINAL


Otros 304 chicos con padres biológicos buscan acogida temporal.
Antes de la adopción nacional la familia pasa un periodo de prueba.


Un total de 72 menores catalanes que viven en centros de la Generalitat podrían salir hoy mismo para ser adoptados por una familia que, previamente, debería superar un periodo temporal de acogida preadoptiva, explica Sílvia Casellas, directora del ICAA. Otros 304 niños, de los 2.300 que viven en esos centros, podrían también salir hoy si hubiese un hogar dispuesto a acogerles de forma temporal, puesto que cuentan con una familia biológica y en un futuro volverán a vivir con ella.

Los niños que sí pueden ser adoptados tienen entre 0 y 7 años y pueden presentar alguna característica especial como tener antecedentes familiares de trastornos en la salud mental o discapacidad intelectual. También pueden estar afectados por enfermedades crónicas o retrasos leves del desarrollo. Igualmente puede tratarse de grupos de hermanos.

"Cuando son recién nacidos, a los que sus madres renuncian en el hospital, no hay ningún problema para encontrarles padres", asegura Casellas. En el 2006, en Catalunya se adoptaron 40 bebés menores de un mes y 32 de entre un mes y un año. También se adoptaron 28 niños de 1 a 3 años, 15 de entre 4 y 5 y 6 de entre 6 y 8 años.

"Nuestro objetivo es que todo menor tenga una familia, por eso queremos potenciar que esos niños que viven institucionalizados puedan salir e irse a un hogar", añade la directora del ICAA. Hay ayudas económicas y apoyo posadoptivo para las familias que decidan dar ese paso.

LOS DERECHOS
La nueva ley de infancia de Catalunya, aún pendiente de aprobación, prevé además acortar los plazos que las familias biológicas con hijos que viven en centros tienen para renunciar o no a la custodia del menor. "Se tratará de potenciar más el derecho del menor que el de las familias biológicas, porque pasar la infancia en un centro no es lo mejor para un niño".

Mercè Conesa
El Periódico de Catalunya
22/01/2007

Etiquetas:

 

Enrique Campoamor a las 1:04 p. m. | Permalink |


0 Comments: