martes, 20 de octubre de 2009
Gloria Macapagal elige al ministro de Defensa, Gilberto Teodoro, como candidato a los comicios presidenciales de 2010

Gilberto Teodoro

El partido gobernante designó al ministro de Defensa, Gilberto Teodoro, como candidato a los comicios presidenciales de 2010, por lo que se convierte en el sucesor político de la actual jefa de Estado, Gloria Macapagal Arroyo.

La candidatura de Teodoro ganó por abrumadora mayoría a la de Bayani Fernando, presidente de la Autoridad Metropolitana de Manila para el Desarrollo, y presentada por un sector del partido, producto de la fusión de las formaciones Lakas y Kampi.

Así, Teodoro, sobrino preferido de Eduardo Cojuangco, el magnate filipino que se enriqueció a la sombra del régimen de Ferdinand Marcos, pugnará en las urnas contra el senador Noynoy Aquino, hijo de la ex presidenta Corazón Aquino y de Benigno, el líder opositor asesinado durante la dictadura.

Teodoro, de 45 años y protegido de la presidenta Macapagal Arroyo, es primo de Noynoy Aquino, miembro también de la familia Cojuangco, una de las de mayor influencia de entre la oligarquía filipina.

El portavoz de la coalición, Gabriel Claudio, señaló en conferencia de prensa que la candidatura de Teodoro obtuvo 44 votos a favor frente a los cuatro conseguidos por su rival en la votación, el paso previo al anuncio oficial que se prevé hará este mes durante la convención nacional.

Tiene el apoyo del mayor partido del país, dijo, tras la elección, el presidente del Senado y vicepresidente de la formación que gobierna desde una revuelta popular pacífica que provocó, en 2001, la caída del poder del ex presidente Joseph Estrada.

Abogado y en la política desde 1998, Teodoro ha sido acusado por la oposición de defender los intereses económicos de determinados grupos económicos y por sus iniciativas destinadas a enmendar la Constitución.

Como ministro de Defensa, cargo que asumió hace dos años, Teodoro ha intentado con escaso éxito hasta el momento dotar a las Fuerzas Armadas de un mayor presupuesto, a fin de desarrollar un programa interno de modernización.

Necesitamos reforzar las instituciones del Estado y mejorar la gestión de gobierno para abordar la corrupción y otros males que plagan nuestra sociedad, como el de los rebeldes musulmanes y el de los comunistas, dijo a la prensa el aspirante a presidente de Filipinas.

La designación de Teodoro fue recibida como una mala noticia por parte de la coalición de izquierdas Bayan, para la que el aspirante a la Presidencia representa el continuismo de la política desarrollada por Macapagal Arroyo.

Ningún aspirante a presidente ha defendido con mayor pasión que Teodoro la presencia de tropas de Estados Unidos en Filipinas, dijo el secretario general del partido Bayan, Renato Reyes, en alusión a los cerca de 600 soldados estadounidenses desplegados en la isla de Mindanao, al sur del archipiélago, y que según el acuerdo bilateral, asesoran a las fuerzas filipinas en materia antiterrorista.

Según un sondeo de opinión realizado por la firma Asia Pulse y publicado por la prensa local, la candidatura de Teodoro, con el 0,2 por ciento de apoyos, figura en décimo tercera posición entre el total de quince que se barajan, incluida la de Estrada.

El ex presidente Estrada, condenado en 2007 a cadena perpetua por el saqueo de las arcas de Estado y amnistiado pocos días después, todavía no ha anunciado de forma oficial si será candidato a las elecciones del próximo mayo, o si se decanta por respaldar al aspirante de la oposición, Noynoy Aquino.

Los aspirantes a la Presidencia disponen hasta el próximo 30 de noviembre para formalizar sus candidaturas, y está previsto que la campaña electoral comience a mediados de febrero del año próximo.



Etiquetas:

 

Enrique Campoamor a las 10:21 a. m. | Permalink |


0 Comments: